Jefe de programas vs. jefe de proyectos: para entender la diferencia entre estos dos cargos similares, debes conocer la diferencia entre un programa y un proyecto.

Cuando un proyecto grande está formado por diferentes proyectos que son dependientes entre sí, se convierte en algo más grande; un programa. Los programas pueden resultar abrumadores y estresantes para la gestión de una sola persona, así que lo más recomendable es la delegación de los proyectos individuales. La definición de objetivos, la planificación de la ejecución la gestión de las operaciones y la elaboración de informes sobre estados son solo algunas de las funciones implicadas en el desarrollo de un programa de éxito.

Los proyectos son cometidos temporales que generalmente implican limitaciones de coste, plazos de entrega y recursos. Al mismo tiempo, los programas están formados por varios proyectos subyacentes.

Los programas generalmente se centran en el cumplimiento de un objetivo global y un objetivo empresarial. Por ejemplo, un programa para lanzar una nueva campaña de marketing está compuesto por varios proyectos diferentes, incluida la generación de contenidos, medios de comunicación, promociones y todos los activos necesarios para llevar a cabo la campaña. Esto es el ejemplo de una situación en la actúan ambos; el jefe de programas y el jefe de proyectos.

Pero, ¿cuáles son las responsabilidades de los diferentes cargos?

¿Qué es un jefe de programas?

Un jefe de programas puede considerarse como un líder visionario para el programa general. Se encargan de definir los objetivos del programa y cómo afectarán al negocio.

Su función es crear una ruta y definir la lista de proyectos dependientes que deberán completarse para alcanzar el objetivo general. En lo referente al programa, se centran en la estrategia y la implementación, y en cómo delegar los proyectos de forma adecuada.

Por ejemplo: si el programa es una campaña de marketing, algunos posibles objetivos que puede definir el jefe de programas incluyen la generación de clientes potenciales para conversión, la creación de conciencia de marca y la ampliación del mercado de destino.

La función del jefe de programas se extiende más allá de la realización de proyectos individuales y se enfoca en los beneficios a largo plazo de todo el programa.

¿Qué es un jefe de proyectos?

El jefe de proyectos gestiona las operaciones de un proyecto individual que pertenece a un programa. Se encarga de coordinar el tiempo, el presupuesto y los recursos, además de delegar las tareas al equipo. El jefe del proyecto informa al jefe del programa sobre el progreso y los cambios realizados al plan de proyecto inicial.

La función del jefe de proyectos e más táctica que la del jefe de programas: se centran principalmente en los elementos operativos del proyecto, como el cumplimiento de plazos, mantenerse en el presupuesto y la finalización de entregas.

En general, la función del jefe de proyectos finaliza una vez que se completa el proyecto, aunque es útil revisar los procesos para comprobar qué funcionó y qué no.

Diferencias entre un jefe de programas y un jefe de proyectos

Si te estás preparando para uno de estos cargos o vas a solicitar uno de estos puestos, es fundamental que entiendas las responsabilidades específicas de los jefes de programa frente a los jefes de proyecto para la delegación adecuada y el éxito de tu trabajo. Y como miembro de un equipo, conocer la diferencia entre los dos cargos te ayudará cuando busques información sobre un programa o proyecto.

¿Necesitas una herramienta que te ayude a organizar y gestionar tus proyectos? Descubre cómo Wrike puede ayudar a tu equipo a mejorar la eficacia y cumplir con los plazos más rápido.

Comentarios 0